• El diputado plantea que "sin volverse loco" está trabajando por la reapertura del juicio por fraude al Fisco que le significó ser destituido del cargo de alcalde de Coquimbo en 2006
Crédito fotografía: 
Andrea Cantillanes
El diputado asegura que está trabajando por demostrar su inocencia en el caso de fraude al Fisco que le hizo perder el cargo de alcalde en 2006 y manifiesta que si su ex abogada decidiera declarar y decir la verdad, su situación podría comenzar a resolverse. Asimismo, deja abierta la puerta a volver a postular a la alcaldía de Coquimbo si se lo permiten.

Reconoce que uno de sus objetivos actuales, además de legislar, es el de poder aclarar su situación para volver a postular a alcalde de Coquimbo, pues sobre él pesa la prohibición perpetua para ejercer el cargo de jefe comunal, luego que en 2006 fuera destituido por fraude al Fisco tras el caso de compra irregular, a un precio mayor del original, de terrenos para la construcción de viviendas sociales. Es por este caso que se encuentra pagando la deuda de $165 millones contraída con el municipio de Coquimbo, obligación le impuso el Consejo de Defensa del Estado (CDE).

Pedro Velásquez Seguel, exalcalde de Coquimbo y actual diputado independiente, electo en representación del Frente Regionalista Verde Social (FRVS), asegura que “el 90% de la votación la tuve en Coquimbo, me atrincheré acá por falta de recursos, no tuve publicidad en medios de comunicación.  Solamente fue el apoyo de la gente, el cariño, golpear puerta a puerta y la ayuda del más grande de los más grandes, que es Dios. Sin tener un cargo en ejercicio, sin gastar millones de pesos, logré la segunda mayoría y el que me ganó lo hizo por 5.000 votos. El trabajo será siempre con humildad, con la gente, pero consciente de que para hacer una buena campaña, será necesario trabajar todos los días”.

EMBARGO DE LA DIETA PARLAMENTARIA

Recordemos que, durante los últimos meses de su gestión como diputado en el período 2011-2014, mientras era alcalde Cristián Galleguillos, el concejo municipal aprobó que el ex edil pudiese pagar parte de la deuda que tiene con el municipio de Coquimbo mediante el embargo de su dieta, lo que se concretó. Sin embargo, una vez que dejó de ser diputado, no pudo continuar pagándola y tampoco poseía bienes a su nombre que pudiesen ser embargados. Es por esta razón que el pasado 19 de abril, el Consejo de Defensa del Estado presentó un recurso que busca que Velásquez restituya, mediante el embargo de un porcentaje de su dieta parlamentaria en su nuevo período, la parte de los $165 millones que aún debe al municipio.  

Velásquez explica que “el Consejo de Defensa del Estado mantuvo esta medida, hasta que me inscribo como candidato a concejal en las elecciones de 2012 y salgo en el Servel.  Luego, doña Carolina Goic (en ese tiempo, presidenta de la Democracia Cristiana) le da un mandato al señor Raúl Pelén, un abogado de derecha, para que me impugnara. Durante todo ese tiempo, el Consejo de Defensa del Estado no dio respuesta a la principal autoridad, que es el municipio, que es la que tiene que cobrar”.

En este tema, el ex edil asegura que el municipio informó al Consejo de Defensa del Estado (CDE) del acuerdo al que habrían llegado para pagar la deuda, sin embargo, posterior a ello, el CDE envía una carta a Velásquez para notificarle que el monto que éste había ofrecido para pagar mensualmente era muy bajo. Es por esta razón que el diputado señala que, en consideración que ahora recibe una dieta parlamentaria, pero también debe cumplir con compromisos familiares y personales, solicitó al Consejo de Defensa el descuento del 10% de su dieta parlamentaria mensual.

Sin embargo, advierte que “estoy pensando que eso será un ahorro, porque al final, me lo tendrán que devolver”.

VOLVER A LA ALCALDÍA: "¿POR QUÉ NO?"

- En noviembre de 2017, al asumir como diputado, usted señaló en una entrevista que estaría dispuesto a dejar su cargo si se le permitiera volver a postular como alcalde y que, para ello, incluso pensaría en solicitar un indulto al presidente de la República. ¿Continúa con esa idea, anhela volver a ser alcalde?

“No se trata de un anhelo o algo ciego.  Creo que, más temprano que tarde, el juicio se tiene que reabrir. Fue un juicio que tuvo una cantidad de irregularidades”

- ¿Va a trabajar en que se reabra el juicio?

“Estoy trabajando en eso, pero sin volverme loco, sin desesperarme. Todo a su tiempo, dejo que fluyan las cosas, porque los testigos caminan por la calle en La Serena. Basta con que una de ellas, la abogada Patricia Martínez (abogada municipal que tramitó la compra ficticia del terreno municipal por $100 millones y que luego habría hecho firmar al ex edil un oficio por una suma mayor), diga que cometió un error, declare y se acaba el tema. Como sé que por egoísmo, ella no lo va a hacer, tendré que buscar alguna manera. Lo digo con nombre y apellido, Ramiro Moya Suárez (quien en la época del juicio era esposo de Martínez) fue mi abogado y Patricia Martínez fue quien me hizo cometer el error. Con la finalidad de salvar a Patricia Martínez Soto, su ex esposo prefirió no incorporarla como testigo. Si no, otro gallo habría cantado”

En este sentido, Velásquez reitera que su primer objetivo es el de aclarar y transparentar su situación, aunque no descarta la idea de buscar una nueva postulación como alcalde si existe la posibilidad, al señalar que “algún día, por qué no, para cerrar un ciclo”.

- ¿Está trabajando en cambiar la condena?

“Sí, con la idea de transparentar este tema.  En la sentencia del tribunal y gracias a Dios que existen las pruebas, se trató de otro tema, porque los abogados que me defendieron, partiendo por Ramiro Moya, fueron los que a mí me colocaron la soga al cuello, sino que me subieron a la banca y me quitaron la banca. Evelyn Matthei cumplió con su rol fiscalizador, pero los que deberían haber aclarado, que fue la propia gente que trabajó conmigo, de confianza, no lo hizo. No lo hizo, porque el miedo de Patricia Martínez perdiera su título de abogada y quedara inhabilitada, llevó a esto. Reitero, si doña Patricia Martínez lograra tener la conciencia, como la tuvieron varios jefes de servicio y hubiese declarado, hasta el día de hoy, ese juicio se puede reabrir”

Consultado respecto de su evaluación acerca del inicio del gobierno de Sebastián Piñera, el diputado plantea que el hecho que haya ingresado Evópoli y RN se haya transformado en el partido más grande de la coalición, “genera un ruido complicado dentro del gobierno, lo que ha significado, de alguna manera, una lentitud en la formación de equipos. Incluso, todavía hay algunos cargos que no se han podido llevar a cabo”. Para el parlamentario, para permitir el inicio del trabajo del gobierno de Sebastián Piñera, “los cargos de confianza que formaron parte del gobierno de la presidenta Bachelet deben dar un paso al costado, porque es lo que corresponde en democracia. Si la ciudadanía determinó que un gobierno gobierne ahora, es necesario que den un paso atrás por sanidad mental”.

Asimismo, el parlamentario plantea que el gobierno ha iniciado una “ofensiva de sobregasto” negativa para el país, pues estaría siendo utilizada políticamente: “se está transformando en una especie de trinchera. No es bueno que un gobierno le saque permanentemente en cara al otro, que se estén retirando proyectos de ley como el proyecto de Ley sobre Reparación a las Víctimas de Prisión Política y Tortura. En ese ámbito, el gobierno tiene que equilibrar, por dos motivos. Es un gobierno que fue elegido por la mayoría y qué bueno que sea así, pero tiene que entender que hay una inmensa mayoría que votó por los parlamentarios donde no hay mayoría en la Cámara que los favorezca”.

“Yo no negocio. Yo actúo por lo que es bueno para el país”

- Usted fue electo como diputado independiente y muchas veces su voto puede resultar vital para ciertas decisiones. ¿Está negociando con alguno de los dos sectores o se mantendrá como independiente?

“Hoy, yo estoy como independiente, pero en el sector de la oposición, por los regionalistas.  Sin embargo, dentro de los regionalistas, yo soy independiente. Considero que si las cosas son buenas, bien y las que no, no”

Respecto de aquellos proyectos en los que ha decidido de manera independiente y, según señaló, velando por el bienestar del país, Velásquez plantea que un ejemplo es la reciente aprobación de la Ley de Incentivo al Retiro Voluntario de Funcionarios Municipales, ingresado el 16 de enero de este año por la expresidenta Michelle Bachelet. El diputado explica que “la oposición quiso incorporar que pudiesen retirarse los funcionarios, pero no la gente de educación, o sea, un doble estándar.  Por un lado, incentivamos al retiro, pero no los de educación, porque se les puede recontratar nuevamente”.

EVITAR "INTROMISIÓN" DEL GOBIERNO EN PROYECTOS DE LEY

Acerca de esta iniciativa, Velásquez se refiere al acuerdo político de solicitar al presidente de la República evitar el retiro de proyectos de ley como la Compensación Económica. “Pesos más, pesos menos, no es el problema. Es la dignidad de nuestra gente que sufrió horriblemente los atropellos a los derechos humanos. Cuando un gobierno se entromete y saca un proyecto de ley, no es bueno”. Sin embargo, el congresista asegura que ello “no es culpa” del gobierno, sino que de los parlamentarios, razón por la que, señala, junto a los parlamentarios de la Bancada Regionalista, ha realizado un llamado transversal, desde el PC  a la UDI,  a modificar la Ley del Congreso, que faculta al presidente a retirar proyectos.

“Espero que el gobierno pueda colocar una cuota de convivencia y sanidad y que la oposición dé la facilidad para el gobierno se instale”

Cuando se producen estas diferencias, como independiente me produce un nerviosismo, porque quiero que los proyectos salgan en armonía, que beneficien a todos los chilenos. De lo contrario, se producen estos extremos, el gobierno, sacando lo malo que hizo Bachelet y por el otro, una trinchera que lo que haga el gobierno no se va a aprobar y lo único que va a ocurrir acá es que los menos beneficiados van a ser la gente de nuestro pueblo”.

Desafíos para el municipio

Consultado respecto de su evaluación de la gestión del alcalde Marcelo Pereira Peralta, Velásquez en un inicio evita profundizar en el tema y comenta que “porque amo a Coquimbo, le deseo al alcalde y a los concejales que les vaya muy bien y que puedan sacar adelante los proyectos que necesita la comuna, especialmente en emprendimiento”. Sin embargo, luego detalla algunas de  dichas necesidades, al manifestar que “hay falencias, por ejemplo, en el tema de imagen, que creo hay que poner mayor fuerza, especialmente en el tema de las personas en situación de calle, hay que ayudarlas. También, en el tema de limpieza y la seguridad, que no podemos permitir que ocurran crímenes cada cierto tiempo, pero eso se puede coordinar con Carabineros”. Respecto de estas necesidades por mejorar, asegura que es posible mejorar si existe la debida preocupación, sobre todo de la autoridad comunal y concluye expresando que “donde pueda ser útil, ahí voy a estar”.

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X